La higiene en los hospitales

La higiene en los hospitales

La higiene es una de las cuestiones más importantes de nuestra vida y es que de ella dependemos para poder gozar de una buena salud, esto se debe a que la suciedad es una de las fuentes de infecciones más activas que existen, por lo que, para evitar posibles enfermedades, algunas de ellas, complicadas, lo mejor que podemos hacer es llevar a cabo unas buenas tareas de higiene. Y es que cuando nos referimos a este término, no solo hablamos de nuestra higiene personal, sino que también nos estamos haciendo eco de todo lo que nos rodea y es que la limpieza va mucho más allá de nuestro cuerpo, puesto que vivir o estar en entornos con suciedad también puede llegar a ser muy perjudicial para nuestra salud, sobre todo, cuando estamos más débiles. Es por ello por lo que zonas tan comprometidas como puede ser un hospital tienen que llevar las normas de higiene y limpieza hasta el extremo, puesto que de lo contrario podrían surgir focos de infecciones que, en algunos casos, fuese incluso mortales. Por ello, en las siguientes líneas os queremos hacer hincapié en la higiene, una cuestión de suma importancia. 

Cuando entramos a los hospitales más cercanos que tenemos, una de las cosas que nos llama más la atención es el sumo cuidado con el que se ha tratado a la limpieza y es que aunque el riesgo de transmisión de forma directa de cualquier tipo de infección a través de una superficie es mínimo, lo que si que es igualmente cierto es que este riesgo puede llegar a contribuir a la contaminación cruzada secundaria, la cual se lleva a cabo a través de las manos de los diferentes profesionales que trabajan en el lugar, así como también en todos los instrumentos que están en contacto de forma directa con esta superficies de las que os hablamos. Es por ello por lo que la higiene de las manos de cada uno de los diferentes profesionales, así como la desinfección de las mismas y de todas y cada una de las superficies de los hospitales es prácticamente una cuestión de estado y es que se trata de algo que contiene una extremada importancia para la salud. 

Esto que os decimos es algo que en cada uno de los hospitales de nuestro país y, esperemos, del resto del mundo tiene que estar muy presente en el día a día y es que en ellos se curan a personas que tienen las defensas bajas y que cualquier sobresalto les puede costar caro. Además, está demostrado que hay un gran número de tipos de virus que son capaces de sobrevivir en condiciones ambientales que se dan, ya no solo en los centros de salud, sino que también en las camas y en los equipos. Por todo ello, Servinet es un gran aliado para nosotros y es que ellos son expertos en limpieza y pueden minimizar este riesgo del que os hablamos al máximo posible. Asimismo, ellos saben que los factores que más favorecen la contaminación del ambiente dentro de un centro de salud, son los siguientes

  • Las manos de los trabajadores en contacto con las diferentes superficies.
  • La ausencia de la utilización de técnicas básicas de desinfección por los profesionales.
  • Mantenimiento de superficies húmedas.
  • Mantenimiento de superficies polvorientas.
  • Condiciones precarias de revestimientos.
  • Mantenimiento de la materia orgánica.

Estos son solo algunos de los ejemplos que podemos encontrar en nuestro día a día, pero lo cierto es que a lo largo y ancho de nuestra geografía nos encontramos otras muchas fuentes de infección que nos pueden llevar a tener problemas, es por ello por lo que debemos de poner de nuestra parte para minimizar el riesgo. 

Las huelgas, otro de los mayores riesgos sanitarios

Una huelga es una medida de presión que llevan a cabo un grupo de trabajadores para conseguir alguna reivindicación. Una situación que a menudo no suele ser agradable para ninguna de las partes y en la que se pone en juego mucho más que un interés. En Canarias, sin ir más lejos, el sindicato CCOO anunció un preaviso de huelga del servicio de limpieza del Hospital de Gran Canaria Dr. Negrín, un hecho que puede traer consigo graves riesgos para la salud, ya no solo de los profesionales que allí trabajan o de los enfermos que estén internos, sino que también de la gente que ronde la zona. Es por ello por lo que ante este tipo de medidas se ha de ser cauto y tener conciencia para no provocar un riesgo sanitario.